Onan

Onan hacía 2 años que venía sufriendo ataques de dolor y limitación del movimiento cada 6 meses, debido a una hernia diagnosticada por su veterinario. El dolor era tan fuerte que se quedaba encogido y chillando, siendo imposible tocarlo.

Sus responsables se sentían impotentes, querían que estuviera bien por encima de todo, pero cada vez los achaques eran más seguidos en el tiempo, hasta que en el último se les propuso de eutanasiarlo.

Sabiendo que eso no era lo que ellos querían, buscaron alguna otra solución, y así es como llegaron a Acupcan.

En la primera sesión para desbloquear Qi y Xue y tonificar su esfera de Riñón y eliminar Humedad y Calor, Onan se mostraba muy apático debido al dolor que sufría.

 A partir de la segunda sesión, Onan dio un cambio espectacular, volvía a ser el de siempre! Con ganas de salir a la calle, pasear, correr… y así hasta día de hoy, cuando Onan, a sus 11 años, está disfrutando de una vejez envidiable al lado de sus responsables!